Carmen Soriano y Enriqueta Soriano

Fotografía: Hemeroteca Nacional Digital

PIONERAS DE LA PISCINA: CARMEN Y ENRIQUETA SORIANO

Las hermanas Carmen y Enriqueta Soriano (nacidas en 1917 y 1920 respectivamente) fueron unas de las pioneras del deporte femenino español en los años 30; en concreto en la natación femenina. Desarrollaron su carrera deportiva en el Club Natación Barcelona, bajo la tutela de Enrique Granados (nadador olímpico en 1920 y 1924).​ El padre de ambas deportistas, en una tertulia con Granados le dijo: “tengo una hija que lo hace muy bien”, a lo que éste respondió: “que venga un día al club y lo vemos…” y así empezó la leyenda.

La figura que el padre representa en la vida de las hermanas es importante para comprender la disciplina y el tesón que tenían ambas deportistas en sus correspondientes modalidades. No perdían ni un solo día de entrenamiento. Acudían con frío, lluvia o huelgas. Afirmaba que gracias a la natación no habían estado enfermas nunca, ya que “el deportista de verdad no podía estar enfermo ni debía temer a nada si ello significa un obstáculo para su preparación”.

Enseñó a sus hijas a creer en ellas y a luchar por lo que querían y podían conseguir. Él mismo decía en una entrevista “Ante todo, hay que enseñarles a que tengan fe en sí mismas. Hay que convencerlas de que valen y pueden. Desde chiquitinas, yo las estoy diciendo, debes ganar, puedes ganar. Y si alguna vez se han tirado al agua y han salido derrotadas, ellas han sido las primeras sorprendidas.

Unos músculos eficaces, unos pulmones resistentes se pueden adquirir mediante un entrenamiento, que será tanto más útil cuanto más sentido común tenga el entrenador. Pero estos músculos y estos pulmones no valen para nada si no se apoyan en una voluntad firme y en una confianza absoluta en los propios medios. Mi labor consiste en desarrollar en ellas esa especie de complejo de superioridad y en acompañarlas diariamente al club ya que las chicas crecen, son bonitas, y hay cada tiburón rondando la piscina…”.

Carmen Soriano

Carmen empezó con 12 años en el club, consiguiendo con esa edad su primer récord de España. A lo largo de su carrera fue 16 veces campeona nacional (9 de manera individual) y estableció 44 récords de España.

Consiguió cuatro campeonatos de España de 100 metros libres (1931, 1932, 1933 y 1934), cuatro de 400 metros libres (1934, 1935, 1940 y 1941) y uno de 100 metros espalda (1934). En relevos ganó cuatro veces en 4 x 100 libres (1934, 1935, 1940 y 1941) y tres en 3 x 100 estilos (1934, 1935 y 1936), formando equipo con su hermana Enriqueta.; obtuvo un total de 37 títulos en los campeonatos de Cataluña.

En su palmarés también figuran dos prestigiosas pruebas organizadas por el CN Barcelona: siete títulos del Gran Premio de Pascua (1931, 1932, 1933, 1934, 1935, 1939 y 1940) y seis de la Copa Nadal (1931, 1932, 1933, 1934, 1935 y 1939), récord de victorias todavía vigente. También en aguas abiertas ganó en seis ocasiones la travesía a nado al Puerto de Barcelona.

Carmen y Enriqueta Soriano
Revista As, hemeroteca nacional digital, año 1932.

Enriqueta Soriano

Por su parte, Enriqueta Soriano empezó a nadar a los 11 años siguiendo la estela de su hermana Carmen. Fue campeona de España en 23 ocasiones; diez de ellas en categoría individual, y estableció 26 récords nacionales, 19 individuales.​ Empezó compitiendo exclusivamente en modalidad de braza. En 1934 logró la Copa Gibbs W. Sherrill (reservada para el mejor y el más prometedor deportista joven de cada año), y Enriqueta alcanzó la fama que merecía.

En piscina consiguió cuatro campeonatos de 200 metros braza (1934, 1935, 1947 y 1948), dos de 400 metros libres (1945 y 1948) y uno de 100 metros libres (1948); batiendo las marcas realizadas por su hermana mayor en 100 y 200 metros. Su último récord de 100 metros braza (1.30.5 en 1935) se mantuvo 21 años vigente y el de los 200 metros (3.15.6 en 1935) tardó 22 años en ser superado. En relevos, con el equipo de la Federación Catalana, ganó nueve veces el campeonato nacional de 4 x 100 libres (1935, 1940, 1941, 1942, 1943, 1944, 1945, 1947 y 1948) y tres veces el de 3 x 100 estilos (1934, 1935 y 1936). En aguas abiertas fue campeona de España en cuatro ocasiones (1942, 1945, 1947 y 1948).

Carmen fue internacional en seis ocasiones, y Enriqueta lo fue ocho. En 1934 ambas participaron en el Campeonato Europeo de Natación celebrado en Magdeburgo. Fueron seleccionadas para formar parte del equipo olímpico de natación que debía participar en los Juegos de Berlín de 1936; pero finalmente España boicoteó el evento y no participó. ​La Guerra Civil interrumpió la carrera de ambas; tras el conflicto, Carmen regresó brevemente a las piscinas y se retiró de la competición en 1942, tras contraer matrimonio con Gaspar Burcet, waterpolista internacional y compañero de club. Enriqueta por su parte siguió compitiendo, consiguiendo nuevas victorias en campeonatos nacionales; aunque a pesar de eso en 1948, no logró las marcas necesarias para acudir a los Juegos Olímpicos de Londres.

 

Autor/a: Esther Apesteguía, creadora de @deportistaspioneras

¿Te ha gustado el artículo? ¡Compártelo en las redes!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *