Fotografía: @RFEBalonmano

Próximo destino: Tokyo

Las Guerreras consiguieron el pase de oro a los Juegos Olímpicos de Tokyo tras empatar en el último segundo a Suecia y doblegar a Argentina.

 

Las Guerreras vuelven a ser Olímpicas tras su gran actuación en el emocionante fin de semana del Preolímpico de Llíria. La selección española femenina de balonmano ha conseguido el ticket de oro para Tokyo tras empatar y ganar sus respectivos partidos. Las de Carlos Viver fueron capaces, en el último segundo del partido, de empatar ante Suecia (28-28). Un resultado que les hizo llegar con ganas a su próximo encuentro ante el Argentina, donde doblegaron (16-31) y firmaron su clasificación para sus quintos Juegos Olímpicos, terceros consecutivos.

 

Un empate que sabe a victoria

Emoción en estado puro lo que las Guerreras hicieron vivir a los espectadores el sábado ante su primera cita del Preolímpico. La selección española de balonmano femenina se veía las caras ante la poderosa Suecia en un partido marcado por la igualdad y el trabajo duro de las de Carlos Viver. Jennifer Gutiérrez se convirtió en la gran protagonista que marcó el gol del empate cuando la pareja arbitral estaba ya lista para hacer sonar el pitido final.

Estrenaron el marcador las nórdicas con un gol de Westberg desde la línea de 7 metros. España reaccionó, con Carmen Martín como anotadora, pero las suecas marcaban los compases. Las Guerreras tiraron de una defensa férrea que le puso las cosas complicadas a sus rivales y les permitía mantener la igualdad en el marcador. Pero los errores de pérdida de balón pasaron factura y Suecia empezó a despegarse, llegando a ponerse 4-8 en el marcador. Momento en el que Carlos Viver decidió prevenir antes que curar solicitando un tiempo muerto que devolvió a las españolas al partido y que sirvió para conseguir el empate a 13 en el descanso.

La segunda parte fue prácticamente un calco de la primera. Fueron las suecas las que comenzaron marcando, y aunque España les pisaba los talones, las pérdidas de balón seguían pasando factura. Suecia empezó a marcar la diferencia. Las Guerreras no se rindieron, intentando recortar distancias, un esfuerzo que se vio compensado al finalizar el primer cuarto, donde tan solo les separaban tres puntos del empate.

Fue en el último minuto cuando más tensión se palpó en el ambiente. A 30 segundos del final, Alicia Fernández marcaba el 27-28, dejando vivas las esperanzas por conseguir el empate. Carlos Viver detenía el cronómetro y organizaba a su equipo para conseguir tablas en el resultado. Unos segundos que fueron más que efectivos, ya que de vuelta al juego, Jennifer Gutiérrez hacía el gol de un empate que supo a gloria.

 

Victoria y ticket para Tokyo

Las Guerreras llegaban a su segunda y definitiva cita del Preolímpico con el trabajo medio hecho. La selección se enfrentaba a Argentina en un partido donde el empate era suficiente para lograr la clasificación a los Juegos Olímpicos de Tokyo. Suecia había arrasado con Argentina, lo que les permitía a las españolas estar más tranquilas y seguras.

Las de Carlos Viver eran las favoritas y cumplieron con todos los pronósticos. España doblegó a Argentina con un luminoso final de 16-31. Desde los primeros minutos, las Guerreras eran las que controlaban el juego. Fueron las encargadas de los primeros tantos del partido y estuvieron acertadas también en defensa. Pero Argentina pareció despertar y fue acortando distancias hasta conseguir el empate a 5 en el minuto 11 del partido.

El seleccionador argentino, Dady Gallardo, pidió un tiempo muerto que revolucionaría el partido. Cambiando su defensa descolocó a las españolas, a las que les costó encontrar la portería en las primeras jugadas, pero otro tiempo muerto, en esta ocasión de Viver, volvió a ordenar a las Guerreras, que volvieron a meterse en el partido aumentando su diferencia de goles para irse al descanso 10-19.

De vuelta de los vestuarios, Argentina tuvo poco que hacer. A pesar de estar más acertada de cara a portería los cambios en el banquillo español refrescaron al equipo que no dejaba de engrosar la diferencia en el marcador. Así, España se hizo con una relajada y amplia victoria que les otorgaba el ticket de oro a los Juegos Olímpicos de Tokyo. Las Guerreras vuelven a ser Olímpicas por quinta vez en su historia y tercera vez consecutiva. Un fin de semana mágico donde el pase conseguido no solo vale la participación en unos Juegos Olímpicos, sino también la ilusión de cumplir un nuevo sueño.

 

 

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Compártelo en las redes!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *